Rocxi Beach: Un salto al vacío (con red) hacia la sofisticación

Logo Cenar en Barcelona

Hace ya un par de veranos que el restaurante Rocxi de Castelldefels cambió de ubicación (se trasladó del Paseo de la Marina al Paseo Marítimo) y renovó su imagen y su propuesta gastronómica. El viejo restaurante de decoración marinera que emulaba un barco dejó paso a unas nuevas instalaciones minimalistas, ibicencas, modernas. Todo mucho más cool, mucho más sofisticado, más en la línea de lo que proponen la mayoría de restaurantes de moda de la playa de Castelldefels. Tocaba actualizarse. Y el Rocxi decidió modernizar imagen y cocina.

Un salto al vacío. Con red, eso sí.  Porque la materia prima con la que trabaja el Rocxi es buena, una premisa indispensable para ofrecer una propuesta de calidad. Sus propietarios, la familia Ramells- Galimany, no son nuevos en esto de la restauración, y los 30 años de experiencia que acumulan en el sector se dejan notar.

Así, los arroces y suquets de toda la vida conviven en la carta con platos que parece que no pueden faltar en una carta sofisticada, como los tartares, los tatakis o los carpaccios. Todo ello emplatado de una manera que resultaría original si no fuera porque la mayoría de restaurantes modernos lo hacen ya muy parecido.

Su propuesta gusta y funciona, aunque quizás resulte inevitable pensar que el viejo Rocxi tenía un no-sé-qué difícilmente copiable. El nuevo Rocxi, en cambio, se parece peligrosamente a otros restaurantes. Buenos, pero no irrepetibles.

En nuestra última visita al Rocxi probamos los pescaditos de temporada.

rocxi-castelldefels

El erizo gratinado

rocxi-castelldefels-erizo

La dorada a la bilbaína, quizás el mejor plato de los que probamos. Y es que es en los platos más sencillos donde la calidad del producto se nota más.

rocxi-castelldefels.dorada

Y el suquet de rape, un plato que nos decepcionó porque nos pareció mucho menos sabroso de lo que lo suele ser habitualmente.

rocxi-castelldefels-suquet

Acabamos con una explosión de cava sólido y fresas. Queríamos saber en qué consistía eso del “cava sólido”, pero el cava era igual de líquido que siempre, sólo que llevaba peta-zetas…

rocxi-castelldefels-explosión-de-cava

Os dejamos su ubicación. Con un poco de suerte, hasta os podéis encontrar al entrenador del Barça, Luis Enrique, un asiduo del lugar con el que coincidimos una vez.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s